Cargando...

Al Ayuntamiento sólo le quedan 13.000 euros para imprevistos

20 de Septiembre de 2012

Al Ayuntamiento sólo le quedan 13.000 euros para imprevistos

Nunca antes las arcas municipales habían estado tan vacías. El Partido Popular ha dilapidado millones de euros en gastos innecesarios y ahora debe tirar del remanente de tesorería, cuya finalidad es cubrir imprevistos, para afrontar partidas que forman parte del normal funcionamiento del Ayuntamiento. De los 8,7 millones de euros que quedaban al final de 2010, y de los 2,6 millones de 2011, se ha pasado a los 13.000 euros actuales y a tres meses de concluir el año.

La crítica situación de la hacienda municipal ha obligado a llevar a cabo un nuevo expediente de modificación de crédito por valor de 1,8 millones de euros para pagar, entre otras partidas, el suministro de gas de los autobuses urbanos y la electricidad. ??Es la cuarta vez que se produce una modificación del presupuesto que se aprobó el pasado mes de marzo?, explicó la concejala socialista, Carmen Hernando, quien confesó sentirse ??muy preocupada? porque, en vista de la situación, cree que volverá a repetirse la deuda con proveedores de finales de 2011. Recordó cómo el Plan Montoro, por el que se han financiado 23,5 millones de deuda contraída por el Ayuntamiento con los particulares, ??no es gratis?, pues teniendo en cuenta que el interés es de cerca del 6%, esta financiación del Estado costará al Ayuntamiento 830.000 euros tan sólo este año. Teniendo en cuenta que la mayor parte del préstamo se contrajo en mayo, la previsión para el próximo año es que esta cantidad sea de casi el doble, es decir, de 1,4 millones de euros aproximadamente, reduciéndose después, según disminuye el capital del préstamo a devolver. En total, el coste para la ciudad será de aproximadamente 8 millones de euros en intereses. Criticó la concejala que no exista ningún informe que explique a qué se debe esta nueva modificación de crédito que afecta a más de 30 partidas. ??Se está gestionando muy mal el dinero público, porque, ¿cómo es posible -se preguntó- que gastos necesarios y previsibles tengan que pagarse con un dinero para imprevistos??