Cargando...

El Ayuntamiento, en el punto de mira del Defensor del Pueblo

15 de Octubre de 2010

El Ayuntamiento, en el punto de mira del Defensor del Pueblo

Aparicio recibe un tirón de orejas por tercer año porque el Consistorio que preside es una de las administraciones que más entorpecen la labor de esta Institución.

El Consistorio burgalés figura, por tercera vez en los últimos años, entre los ayuntamientos que no han dado una ??respuesta adecuada? a los requerimientos del Defensor del Pueblo. Así lo destacó en el informe anual de esta Institución su titular en funciones, María Luisa Cava, en el transcurso de su comparecencia en el Pleno del Congreso de los Diputados. El documento que se presentó en la Cámara Baja incluye al Ayuntamiento de Burgos entre aquellos que han incumplido su deber de responder al Defensor del Pueblo en el curso de las investigaciones que lleva a cabo, retrasando o incumpliendo sus obligaciones. En este texto se deja constancia de que el Ayuntamiento fue requerido hasta en tres ocasiones en relación a una queja sobre los ruidos y vibraciones ocasionados por las bandas de reducción de velocidad. El equipo de Gobierno de Juan Carlos Aparicio contestó transcurridos más de seis meses y después de tres peticiones del Defensor del Pueblo. Al margen de la obligación de colaborar con esta Institución, el Defensor del Pueblo recuerda al Ayuntamiento el deber legal de actuar de forma coordinada, en especial, en lo que a la actividad municipal respecta, pero también en el ámbito de las relaciones con la Comunidad Autónoma, acomodando su actuación a los principios de eficacia, economía y celeridad. Cita como ejemplo, los dos informes contradictorios que emitieron sendos departamentos municipales sobre la licencia de primera ocupación del Conservatorio Profesional de Música y Danza. El concejal socialista, Antonio Fernández Santos, criticó este hecho, más teniendo en cuenta que ??Aparicio, pese a ser miembro de la Comisión del Defensor del Pueblo como diputado nacional, ha batido un récord al lograr que Burgos aparezca durante tres años como administración poco diligente, mostrando muy poco respeto por esta institución?. En su opinión, es una muestra más ??del poco interés que manifiesta por la transparencia y el servicio a los ciudadanos burgaleses y la desidia con la que ejerce sus funciones, dado que no acude nunca a las comisiones parlamentarias de las que es miembro?.